¿EXISTEN EVIDENCIAS DE UNA MISTERIOSA CONEXIÓN EXTRATERRESTRE? P.05

mar del diablo

Leer antes P.4

John Wallace Spencer, en su obra El limbo de lo perdido, piensa que el área peligrosa sigue la plataforma continental. Parte de un punto frente a Virginia y se dirige luego al Sur, a lo largo de la costa norteamericana, y pasa más allá de Florida para continuar alrededor del Golfo de México. Cree también que la región incluiría los escalones submarinos de las islas del Caribe y la periferia de las Bermudas.

AYUDANOS A MANTENER LA PAGINA

HACIENDO CLICK EN LA PUBLICIDAD, ES GRATIS

¡GRACIAS!

Vincent Gaddis, autor de Invisible Horizons (Horizontes invisibles), traza su forma triangular aproximadamente dentro “… de una línea que va de Florida a las Bermudas, otra desde las Bermudas a Puerto Rico, y una tercera que vuelve a Florida a través de las Bahamas“. En cambio, John Godwin, en su libro This Baffling World (Este mundo sorprendente) sugiere que el “Mar de la Mala Suerte es una especie de cuadrado, cuyos límites se extienden entre las Bermudas y la costa de Virginia y cuyo extremo sur está formado por las islas de Cuba, Hispaniola y Puerto Rico“.

Incluso la Guardia Costera de los Estados Unidos, que no cree en el Triángulo de las Bermudas, dan la siguiente información: “El Triángulo de las Bermudas, o del Diablo es una zona imaginaria situada frente a la costa Atlántica sudoriental de los Estados Unidos, que es conocida por la alta proporción de pérdidas inexplicables de barcos, pequeños botes y aviones. Los vértices generalmente aceptados del Triángulo son las Bermudas, Miami (Florida) y San Juan (Puerto Rico)“. Los meteorólogos se refieren con frecuencia al “Triángulo del Diablo” como un área limitada por líneas que van desde las Bermudas, hasta Nueva York, por el Norte, y por el Sur hasta las Islas Vírgenes, ondulando como un abanico hacia el Oeste y abarcando 75° de latitud Oeste.

Si se observa un mapa en el que se indiquen las desapariciones importantes de barcos y aviones, podrá sacar sus propias conclusiones acerca de la forma del Triángulo de las Bermudas y verificar si es un triángulo, una elipse gigante, un cuadrado, o un fenómeno que se desplaza paralelamente a los escalones continentales y de las islas. En círculos marítimos se sabía hace mucho tiempo que numerosos barcos habían desaparecido en esta zona y algunas de las anteriores desapariciones podrían haber contribuido a elaborar la leyenda del “Mar de los Barcos Perdidos“, ubicado en el mar de los Sargazos y parte del cual está situado dentro del Triángulo. Los registros concernientes a las desapariciones de barcos parecen indicar desapariciones de una frecuencia creciente desde la década de 1860, tal vez debido a que entonces hubo una información más detallada. Las desapariciones comienzan después de la Guerra Civil, descartando así posibles ataques de parte de los Confederados. Sin embargo, algunos meses después de la Segunda Guerra Mundial se produjo un incidente notable, que sugeriría que los aviones que vuelan sobre esta zona podrían desvanecerse del cielo por las mismas razones que han hecho que los barcos se pierdan en el mar. Ese fue el incidente que dio su nombre al Triángulo de las Bermudas.

Imagen 8

El Mar del Diablo, también conocido como el “Triángulo del Dragón“, es un área del Océano Pacífico que está frente a la costa sureste de Japón. Incluso en este caso es posible identificar un triángulo ideal cuyos vértices son representados por las islas de Honshu, Luzón y Guam. Aunque esta zona se ha hecho famosa por acontecimientos que han pasado desde tiempos inmemoriales, las leyendas dicen que esta zona del Océano Pacífico está habitada por demonios y monstruos que están esperando atacar a los incautos navegantes. Las narraciones más antiguas hablan de dragones que surgen de las profundidades para tragarse naves o islas y que se vuelven al fondo del mar sin dejar ni rastro.

Pero, además de leyendas, existen hechos registrados que dan que pensar. Las numerosas desapariciones de barcos y aviones en la zona han obligaron al gobierno japonés a declarar la zona como una “zona peligrosa“. Según informes del escritor Charles Berlitz, Japón ha perdido en esta área cinco buques de guerra, que se desvanecieron sin dejar rastro. En 1955, el gobierno japonés comisionó una expedición en ese tramo del oceáno para arrojar luz sobre las misteriosas desapariciones y evaluar el peligro real y sus coordenadas geográficas. Pero nunca nadie hubiese esperado que el buque de investigación Haiyang Maru también desaparecería con todos los tripulantes a bordo, formada por marineros y científicos. Tras estos enigmáticos acontecimientos, numerosos investigadores independientes comenzaron un estudio exhaustivo sobre el Triángulo del Dragón. Entre estos destaca el trabajo de Ivan Sanderson, que incluye esta área en el Pacífico en su artículo “The Twelve Devil’s Graveyards Around the World” (Los doce cementerios del diablo alrededor del mundo), que Sanderson presento a la comunidad científica en 1972. Según la hipótesis de los investigadores existen 12 áreas como el triángulo de las Bermudas, colocados a intervalos de 72° y más precisamente localizadas sobre los 36º latitud norte y sur, cinco en el hemisferio norte, cinco en el hemisferio sur, así como de los polos norte y sur.Ivan Sanderson también dice que existen 12 áreas relacionadas con las misteriosas desapariciones de buques y aviones en todo el mundo.

La razón por la que el Triángulo de las Bermudas es el más conocido, es debido a que es una zona con un alto tráfico aéreo y marítimo. No así las otras áreas que, aunque ubicados en lugares apartados, dan evidencia de anormalidades. Sanderson describió estas áreas como “Vórtices del Mal“. Sanderson había teorizado que las corrientes frías y calientes cruzando estos vórtices podrían crear interferencias electromagnéticas, que afectaría a los instrumentos de los buques, provocando su desaparición.

El Mar de los Sargazos se encuentra enel Océano Atlántico, entre las islas de las Antillas Mayores (oeste) y las Azores (este). Se sabe que allí proliferan las algas pertenecientes al género Sargassum. Estas algas, de color marrón, suben a la superficie en grandes cantidades, dando a ciertas áreas del Mar de los Sargazos un aspecto de una pradera. Otra cosa peculiar del mar de los Sargazos es el hecho de que siempre está en calma y, a pesar de estar en una alta latitud, el agua siempre esta inusualmente cálida. El mar de los Sargazos fue descubierto por Cristobal Colón el 16 de septiembre de 1492 en el primer viaje a América, cuando se encontraba a 1600 km de las Islas Canarias. Viendo las carabelas navegar en el medio de estas exuberantes manchas verdes, él pensó que estaba en las cercanías de la tierra y sondeo el fondo sin encontrarlo, aunque usó una cuerda de 200 brazos. Unos días más tarde las algas fueron tan espesas que el mar parecía que se había coagulado. Pero a los 72° meridianos las algas cesaron.

Incluso Julio Verne escribió sobre el mar de los Sargazos en su libro “Los grandes navegantes del siglo XVIII“, llamándolo “un lago en el océano abierto“. Según Verne, la mítica Atlántida estaría justo en la parte inferior del Mar de los Sargazos. La zona en cuestión tiene la misteriosa reputación de “secuestrar” a los tripulaciones de sus barcos, dejando las embarcaciones vacías. Uno de los más conocidos es el del barco mercante francés Rosalie, un barco construido en el año 1838, con 222 toneladas de madera, que partió de Hamburgo y se dirigía a la Habana, Cuba. La nave fue encontrada el 06 de noviembre de 1840 a la deriva fuera de la costa de Cuba, sin tripulación, y con sus velas desplegadas. El único sobreviviente fue un canario dentro de su jaula. El casco y su carga estaban completamente intactos, así que se descartó un ataque de piratas. Incluso los botes salvavidas estaban en el lugar. No estaba clara la razón por la que la tripulación habría abandonado el barco. La tripulación desapareció misteriosamente y nunca se supo nada más. En algún momento entre septiembre e inicios de octubre de 1872, el Mary Celeste atracó en el muelle 44 del East River de Nueva York, preparándose para recibir un nuevo cargamento y una nueva tripulación.

Imagen 9

El 7 de noviembre de 1872, a las ordenes del capitán Benjamin Briggs, zarpó, con una carga de alcohol perteneciente a Meissner Ackermann & Coin, desde Staten Island, New York, para dirigirse a Génova, Italia. Además de una tripulación de 7 miembros, llevaba el capitán y dos pasajeros, la esposa del capitán, Sarah E. Briggs y su hija de dos años, Sophia Matilda. Diez personas en total. El 04 de diciembre de 1872 el bergantín fue avistado por otro barco, el Dei Gratia. El Mary Celeste fue localizada a la deriva, entre las costas de Portugal y las Azores, navegando a través del estrecho de Gibraltar. No había muestras de la presencia de la tripulación a bordo. Un grupo de marineros de la Dei Gratia fue enviado a bordo. Buscaron a la tripulación y no los encontraron, simplemente desaparecieron. El Mary Celeste fue abandonada y la tripulación había desaparecido. La nave estaba en buenas condiciones, aunque estaba chorreando agua. Sólo una de las bombas estaba operativa y en la bodega había hasta un metro de agua. Algunas de las velas estaban rasgadas. Un trozo de barandilla había sido arrancado para lanzar el bote al agua. Esto, por lo menos, aclaraba la forma en que había desaparecido la tripulación: había abandonado el barco. Pero, ¿qué razones pudo tener un marino experimentado, como Benjamin Spooner Briggs, para abandonar un barco en perfectas condiciones, junto a su mujer, su hijita y los siete miembros de la tripulación, en un bote pequeño y poco estable? Abandonar un barco es una medida desesperada, algo que sólo se hace cuando no hay otra alternativa. Sin embargo, como declaró después uno de los tripulantes del Dei Gratia, el Mary Celeste estaba en condiciones de dar la vuelta al mundo. Entonces, ¿por qué fue abandonado? La carga de 1701 barriles de alcohol estaba intacta, aunque una vez en Génova, se descubrió que nueve barriles estaban vacías. A bordo había incluso reservas de alimentos y agua para seis meses. Los últimos registros de navegación encontrados en el barco informaban que habían llegado a Santa María en las Azores el 25 de noviembre. El bergantín fue conducido al puerto de Gibraltar por los hombres del Dei Gratia y posteriormente incautado por las autoridades británicas. Ninguno de los hombres que desaparecieron en el Mary Celeste fueron encontrados y nunca nadie supo lo que les había sucedió. En 1873 se informó que dos botes salvavidas desembarcaron en las costas de España, uno contenía un cuerpo y una bandera de Estados Unidos, el otro que contenía cinco cuerpos. Sin embargo, estos cuerpos no lograron ser identificados.

Si quieres colaborar o tienes alguna noticia, artículo o historia que te gustaría que apareciese en Conspiraciones Ocultas, ponte en contacto con nosotros AQUÍ

PUBLICIDAD

Visita mi Blog dentro de los Blogs de Noticias en Coobis.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s